Gente y CulturaSlider

Baterista de Izcalli demuestra su pasión por la música

Con pasión por la música, Cassiel Chacón, vecino de Cuautitlán Izcalli, busca consolidarse como baterista y percusionista, para lo cual se prepara profesionalmente para hacerlo cada día mejor en la banda en la que actualmente toca, llamada Dimensio; además de que lo trae en la sangre, pues proviene de una familia de músicos.

A los siete años tomó sus primeras baquetas y desde ese momento, su vida se rodeó de discos, letras y cantos. Posteriormente, a los doce años, ingresó a la Escuela de Bellas Artes de Tultepec por un periodo de casi cuatro años; más tarde, ingresó a la Facultad de Música de la UNAM, donde actualmente estudia la carrera de Músico Instrumentista en el área de percusiones.

Cassiel refirió que su amor por la batería surgió al darse cuenta del esfuerzo físico, la emoción y la excitación que sentía al tocar los tambores. Tiempo después, “aprendería cómo las dinámicas y frases de la percusión eran el latir de la música. Ellas mismas son capaces de llevar al escucha a la tensión o al clímax, la batería es un instrumento lleno de emoción”, contó.

Sin embargo, para poder dar el 100 por ciento a la hora de tocar, los entrenamientos de Cassiel son arduos, su rutina antes de la pandemia consistía en practicar de 4 a 5 horas diarias, con horas de estudio en tambor, marimba, vibráfono y timbales orquestales, no obstante, el confinamiento intensificó estas prácticas, pues hay ocasiones en las que ensaya todo el día frente al tambor, al piano o guitarra.

En una segunda entrega te daremos detalles sobre la banda “Dimensio”.

Mostrar más

Artículos Relacionados

Botón volver arriba
Cerrar